Perdió el sentido de la audición y sus compañeros aprendieron a comunicarse con él

A través de la Lengua de Señas Mexicanas
Un chico que perdió el sentido de la audición debido a un desafortunado error durante su infancia, ha recibido el apoyo por parte de sus compañeros de clase y maestra para poder comunicarse e incluirlo en las actividades escolares diarias.

Diego de 13 años y residente de Jamay, Jalisco, sufrió de un problema cuando tenía un año pues al enfermarse un médico le recetó una dosis errónea de antibiótico, lo que como consecuencia le trajo una insuficiencia renal y sordera.



La madre del joven, Alma Berenice Godinez, comenta que tras atender el problema con sus riñones empezó a percatarse que su hijo de entonces un año y medio, tenía problemas auditivos pues no contestaba a sus llamados o a los ruidos.

"Cuando era pequeño le encantaba la música, pero de repente empezamos a notar que no respondía a los sonidos. Le hablábamos y no volteaba. Ante esto acudimos a un otorrino, sin embargo, dijo que no había nada fuera de lo normal, aún así le hicieron una audiometría en la que no contestó al 100, entonces nos mandaron a hacerle un estudio de potenciales evocados".

Tras unos meses después la familia del infante supo que el error con el medicamento no sólo había afectado a sus riñones, también a su capacidad auditiva.



Cuando tenía tres años se les dijo que Diego no tenía la vellosidad coclear, lo cual manda órdenes al cerebro para poder escuchar.

"También nos dijeron que debería usar aparatos auditivos de por vida o ver si era candidato a un implante coclear", añade Berenice.

Con esfuerzo su familia consiguió brindarle al pequeño un par de aparatos auditivos, cuyo costo de cada uno fue de 22 mil pesos, sin embargo, para mala suerte del menor uno se le perdió y el otro fue destrozado por un perro. Según informa el portal BuzzFeed que dio a conocer el caso de Diego.

Así pasaron los años para Diego, hasta la actualidad en la que cursa segundo grado de secundaria. Pero no todo ha ido tan mal para él, pues sus compañeros de clase y su maestra de español han implementado un método para hacer de la vida del muchacho un tanto más llevadera.



Al iniciar el curso Zulema Ramírez, profesora de español, se percató que algo extraño pasaba con uno de sus alumnos pues éste no respondía a sus llamados, entonces el resto de los estudiantes de la clase le confirmaron que Diego padecía de sordera.

Ante esto, Ramírez se sintió con la necesidad de aprender un curso de LSM, por sus siglas Lengua de Señas Mexicanas, método que además implementó en sus clases para que los compañeros de Diego también lo aprendieran y se pudieran comunicar con él con el fin de integrarlo a las actividades escolares y por su puesto para poder socializar mejor.

Zulema emplea 10 minutos de cada clase para enseñar LSM a los 38 alumnos que componen la clase.

"Fue difícil animarme a dar las indicaciones de las actividades con LSM, tenía miedo de no hacerlas bien y confundir a Diego, pero todo cambió cuando él y yo comenzamos a comunicarnos con este lenguaje"
.

Los compañeros del chico además comentan que desde que pueden comunicarse con él a través de LSM, la convivencia es mejor pues ahora pueden platicar con él de muchas cosas, pues hasta el ciclo pasado Diego solía ser retraído debido a su condición, pero ahora se ha vuelto mucho más sociable.

Actualmente la familia del muchacho se encuentra recaudando fondos a través de una página para conseguir un nuevo par de aparatos auditivos para Diego o para su operación, de ser candidato a ésta.

Aquí se puede ayudar a Diego

Tags: viral ternurita auditivo problemas


Más de Ay Ojón


Te puede interesar